19 diciembre 2014

Baila Lindy Hop con unos SWINGZ SHOES

Te cuento que es el Lindy Hop...te calzas tus Swingz Shoes y bailamos!

A finales del los años '20 el swing irrumpió como un nuevo estilo musical impulsado fundamentalmente por la cultura afroamericana. Sería en la famosa sala Savoy Ballroom en el Harlem de New York donde este nuevo sonido fraguó una nueva forma de baile en pareja que se popularizó rápidamente en los EE.UU para extenderse por toda Europa, fundamentalmente gracias al cine.

En sus orígenes el Lindy Hop combinaba pasos tradicionales del Charlestón, el Big Apple y el Breakaway con influencias de lo bailes tradicionales del África occidental, y a pesar de aporta más variedad de pasos respecto a otros estilos del swing, su éxito radica en permitir una cierta improvisación y creatividad a la hora de interpretar la música, no solo intenta "cubrir" el ritmo sino acariciar la melodía con un estilo de baile suave y ligero. Una forma de bailar que marcaría los años '40 y '50, hasta ser el germen del Boogie Woogie y del Rock and Roll.

Existen muchas historias sobre el origen del nombre, basadas en anécdotas atribuibles a los bailarines Shorty George o a Frankie Manning..., aunque todas se refieren a un curioso juego de palabras entre Charles Lindbergh (Lindy), el primer aviador que cruzó o saltó (Hop) el Atlántico en un sólo vuelo sin escalas, y un símil con las acrobacias o aerial que se realizaban en los inicios del Lindy Hop.

Tras una época de declive en los años '50 y '60, deja de bailarse hasta que en los '80 se recupera el gusto por el swing y comienzan a abrirse locales donde practicar el Lindy Hop de forma distendida y relajada.

No existe una "indumentaria" para practicar el Lindy Hop. Las chicas usan indistintamente falda o pantalón, siempre con una estética retro propia de los años '50. Como los Lindy Hoppers se reúnen en la calle para bailar, suelen recurrir a zapatillas de lona acordonadas, y dejan el zapato de tacón bajo para los eventos de salón.

Ana Sevila, la creadora de la marca Swingz Lindy Shoes, conocía la escasa variedad y, en ocasiones, calidad que existía en el calzado femenino para bailar Lindy, y decidió arrancar la marca contando con la experiencia y la garantía de los zapatos de Begoña Cervera, fabricados a mano con la calidad del made in spain.

Al tratarse de un estilo de baile suave, en el que se emplea todo el pié, los "Swingz" poseen una suela de piel que favorece el slide, y una horma ancha concebida específicamente para bailar donde los dedos apoyan perfectamente y el pie no se encuentra oprimido. La suela interior está acolchada y la puntera reforzada para evitar "pisotones" de algún partenaire un tanto despistado. El Lindy Hop puede perfectamente practicarse con un poco de tacón, y por eso puedes elegir tres tipos: 5 cm. recto o cubano, o un 6 cm. de carrete.

Si eres una Lindy Hopper coqueta, puedes personalizar tu Swingz eligiendo entre una amplia carta de color, texturas de piel y decidirte...si puedes, por uno de los seis modelos que guardan esa estética retro tan elegante...los vemos?


Foto: Santi Gatto

Foto: Santi Gatto

Foto: Santi Gatto


Foto: Santi Gatto


Foto: Santi Gatto


Foto: Santi Gatto


Foto: Santi Gatto


Foto: Santi Gatto





No hay comentarios:

Publicar un comentario